«Quiero llegar a ser el mejor médico del departamento de Córdoba, expresó el joven.

Noticias Tu Ciudad

Los desesos de superación de algunas personas van más allá de lo que muchos «puedan pensar» soibre las actividades que realizan para poder alcanzar sus sueños

Ese es el caso de Leomar Barros, un joven estudiante de la Universidad del Sinú, que se vio obligado a vender dulces en los semáforos, para poder pagar sus estudios de educación superior.

El joven tiene el apoyo del 75% de la matrícula pero el otro 25% debe conseguirlo, por sus propios medios; por este motivo, sale todos los días a las calles en medio de la crisis económica provocada por la pandemia a rebuscar algo de dinero para poder cumplir con sus deberes.

«Lucho incanzablemente por cumplir mi sueño, mi anhelo y sé que lo voy a lograr», señaló el joven en el video que fue grabado por uyn periodista que se quedó admirado de la forma en la que el joven desea salir adelante.

«Soy estudiante de medicina, vendo chocolates para mi matrícula», dice el cartel que sostiene el joven en un semáforo de la capital cordobesa, junto con una alcancia.

«En comida me gasto aproximadamente 20 mil pesos en el día y hoy me he hecho 40, osea me gasto la mitad de lo que he hecho sólo en alimento», expresó el joven.

Gracias a su muestra de lucha y sacrificio, una empresa privada contactó a Fercho Cotera, el periodista, y le anunció que el 25% faltante del valor de la matrícula de Leomar iba a ser asumido por la compañía.

Además de este monto, el monteriano recibirá un subsidio para manutención. Esto se realizará cuando el estudiante solicite su reintegro a la «U» y le sea emitido su volante de pago.

A continuación la historia completa:

Facebook Comments Box