La mayoría de los colombianos recuerdan a Mateito, el protagonista de la serie de RCN ‘Pandillas, guerra y paz’.

El papel fue interpretado por el actor John Alexánder Ortiz.

Todo parecía sonreírle al artista, era joven, apuesto, reconocido y disfrutaba de la pelota y del fútbol como pocos.

Sin embargo, un giro del destino apagó todas las ilusiones del actor.

Una noche cuando el actor estaba en una fiesta en Bogotá tuvo un pequeño altercado con otro joven.

Ambos se alzaron la voz e incluso casi se van a los golpes, pero por fortuna no pasó a mayores.

Aquel hombre desconocido lo miraba con sus ojos llenos de odio.

Más tarde, cuando salió del lugar el mismo joven de la discusión se bajó de un carro y le propinó varios dsparos.

Uno de ellos le atravesó tres costillas, le hizo perder un riñón y le causó fractura en su médula espinal.

Después de que los médicos salvaron su vida escuchó un pronóstico demoledor.

John Alexánder no volvería a caminar y además no podría tener hijos.

El joven actor no desfalleció, estuvo un año en silla de ruedas y más tarde retomó la actuación, pero esta vez en muletas.

John se aferró a Dios, a la oración y sobre todo a su fe.

Por eso hoy, 17 años después de ese ataque que cambió su vida, puede dar testimonio del amor de Dios.

El actor se casó, tuvo dos hijos y con ayuda de bastones puede caminar.

John atribuye todas estas bendiciones y milagros a su fe, por eso actualmente predica del amor de Dios.

Facebook Comments