Los dos jóvenes fueron hallados sin vida en una vivienda del barrio La Loma.

Noticias Tu Ciudad

Dos hermanos Rony David Loretto y Robert Rúa Loretto de entre 29 y 35 años fueron asesinados dentro de una vivienda del sector de La Loma, suroriente de la ciudad de Barranquilla.

Sus cuerpos fueron hallados en avanzado estado de descomposición tras una alerta de los vecinos a las autoridades ante el olor fétido que emanaba del sitio ubicado en la carrera 50 con calle 6.

Debido al avanzado estado de descomposición,se cree que fueron asesinados el fin de semana pasado y por ende no ha sido posible identificar si fueron baleados o heridos de muerte con un arma blanca. Los jóvenes son de nacionalidad venezolana.

Robert Rúa Loreto y Rony Loreto, hermanos asesinados.
Hermanos asesinados en Barranquilla

Se conoció que ambos trabajaban en el Centro de Barranquilla, uno vendiendo fritos y el otro chuzos.

Lugar donde los encontraron sin vida.

El Comandante de la Policía Metropolitana, Ricardo Alarcón, manifestó que en el lugar de los hechos fue encontrada una nota:

«Le dicen que ya asesinaron a los hijos y que el que sigue es él, en términos generales», expresó el alto mando de las autoridades de Barranquilla.

Se conoció que el padre de las dos víctimas es un taxista que el pasado 21 de julio arrolló a una madre junto con su hijo en el barrio San Roque.

Taxista y mujer embestida junto con su hijo

El individuo le pasó el carro por encima a la joven mujer y a su hijo de 2 años, se dio a la huída pero finalmente fue capturado. La madre y el niño estucvieron internados en la Clínica Adelita de Char a donde lograron recuperarse y hoy gozan de aparente buen estado de salud.

Sobre los móviles del crimen, el policía manifestó que no se puede inferir que este hecho tenga relación con el accidente. Las autoridades investigan este hecho, mientras que la mujer que fue embestida por el vehículo de servicio público manifiesta que no tiene nada que ver con estos hechos violentos.

«Yo en este momento no tengo cabeza para tomar represalia. Yo más que todo estoy en mi recuperación y en la de mi hijo. Yo dije, incluso al salir de UCI que todo esto se lo dejaba a la justicia de Dios», expresó Angeli a un portal digital.

«No sé que sintió él al momento de agredirnos, yo sé que tengo un Dios grande y maravilloso que hizo un milagro en mi y en mi bebé», agregó.

«Estoy en recuperación con los especialistas y yo todo lo he dejado en manos de Dios porque yo soy una mujer creyente», añadió.

«Como tal asumí que fue un accidente que la justicia investigó el caso y por eso él está libre, porque se comprobó que fue un accidente, que no fue algo intencional. No lo conozco, ni siquiera sé quién es», concluyó.

La Policía ofrece una recompensa para quien dé información que permita hallar a los responsables de este doble crimen en Barranquilla.

Facebook Comments