Un recién nacido se encuentra en una UCI.

Noticias Tu Ciudad

Luz Romero, una médica de 28 años, fue la última de las víctimas del covid en una familia del municipio de Luruaco, Atlántico.

La joven se encontraba en estado de gestación y tuvo que ser intervenida quirúrgicamente para sacarle su bebé de seis meses debido a la condición en la que se encontraba.

Su muerte se produjo el pasado domingo, 15 días después de la muerte de su madre Luz Dary Castellanos y un día después que su padre Rodolfo Romero Navarro. El 5 de junio había muerto su esposo por consecuencias asociadas al virus.

«Se acabó una familia y estanos esperando que no pase otra desgracia en el pueblo. La gente quiere estar faranduleando en el pueblo. Deben procurar estar en sus casa y no en billares y fiestas». indicó Marlys Redondo, pariente de los fallecidos.

Luz Romero era médica de la clínica San José de Luruaco, fundada por su padre antes de ser alcalde del municipio. Debido a la gravedad de su estado de salud, era candidata para terapia Ecmo, sin embargo, no encontraron disponibilidad en ninguna clínica para el tratamiento.

«Es una trágica situación, no sabemos cómo pasó todo esto, cómo pudieron contagiarse; pero para Luruaco y sus corregimientos esto ha sido una pérdida inmensa», expresó el líder Humberto Currea, cercano a la familia.

Su único hijo, y sobreviviente de esta dura tragedia, permanece en una unidad de cuidados intensivos neonatal.

La alcaldía de Luruaco, expresó sus más sinceras condolencias por el sensible fallecimiento del exmandatario.

«Hoy es un día muy triste para Luruaco, pues ha muerto el Dr. Rodolfo Romero Navarro, ex alcalde (2005-2007), ocupó cargos importantes como Secretario de Hacienda Municipal (1988) y Tesorero Municipal (1989). También fue concejal y un gran líder social reconocido por su don de servicio a la comunidad. Era esposo de la recién fallecida Luz Dary Castellanos y padre de tres hijas, Dariana, Paola y Luz Angelica Romero Castellanos.
Hoy Rodolfo Se va al cielo dejando un vacío inmenso en los corazones de todos los que lo conocimos, pero tenemos la paz y el consuelo que ya está al lado de nuestro padre celestial. Enviamos un fuerte abrazo a toda su familia en estos momentos tan duros y pedimos a Dios les regale la fortaleza que necesitan», posteó la alcaldía de Luruaco.

Facebook Comments Box