El cirujano de «las barbies» quien operó a Yiona Calderón también estab dentro de la reunión que no cumplió con el aforo permitido.

Noticias Tu Ciudad

Una rumba de Hlloween fue desarticulada por la Policía Metropolitana de Barranquilla en el barrio Miramar en una exclusiva discoteca de nombre Díscolo.

En ella se se sobrepasó el aforo de 50 personas permitidas y por esta razón la alcaldía dispuso el cierre temporal del establecimiento nocturno.

Al sitio en el que habían cerca de 70 rumberos, llegaron personajes de la farándula costeña como dos reconocidos exjugadores del Junior de Barranquilla: Michael Ortega y Edison Toloza.

«Recordamos que actividades como estas representan alto riesgo de contagio de covid-19 y siguen prohibidas», manifestó la alcaldía de Barranquilla a través de un tuit en donde se aprecia el cierre tempral del sitio.

Discoteca cerrada

También, las exparticipantes del Desafío Rosa Caiaffa, Lairen Bernier, también estuvieron en la reunión en la discoteca Díscolo.

La reunión fue amenizada por The Vega y Lil Silvio cantantes de música urbana.

Participantes de la fiesta.

También estuvo el cantante vallenato Rafa Pérez y el llamado cirujano de «las barbies», Carlos Ramos, quien fue quien operó a la instagramer Yina Calderón.

Facebook Comments