Los comentarios de Edwin Madera no cayeron muy bien en un sector de la ciudadanía barranquillera.

Noticias Tu Ciudad

El propietario del popular estadero La Troja declarado Patrimonio cultural e inmaterial de Barranquilla, habló sobre los desmanes ocurridos anoche durante un evento de año nuevo que organizó el reconocido sitio de pura salsa.

Largas filas desde temprano se apoderaron de la carrera 44 que partían de la calle 74 y llegaban hasta la 72.

Algunos no pudieron ingresar por el sobrecupo y esto según Edwin Madera ocasionó el grave problema.

Tras los videos que han circulado en redes donde se aprecian que peñones iban y venían, Madera dio la cara pero sus declaraciones no cayeron tan bien:

«Nosotros ayer no manipulamos nada de vidrio porque era un evento multitudinario, y se hizo el cierre desde la 43 hasta la 45 sobre la 74 para que la gente que no pudo ingresar se quedará «gorreando» la música, expresó el dueño del lugar sobre la gente que se quedó afuera de las barandas.

Peñonera afuera de La Troja

Y agregó: «Al lado de La Troja hay un estanco que ellos sí se dieron el lujo de vender todo el licor que quisieron porque no tenían evento. La gente se amotinó y de repente empezó un batalla campal de botellas, por fuera de nuestro cerramiento, pregunto yo: ¿Qué tiene que ver La Troja ahí?».

Y luego añadió: «Ellos aprovechan en los cuatro o cinco eventos que La Troja realiza en el año, venden sus productos, sacan sus mesas y ‘gorrean’ también, ahora dicen que les afecta cuando deben es estar felices por estos eventos».

«Nos quedamos hasta las 4 de la mañana recogiendo el gramado de vidrio, porque si yo dejo eso ahí era peor, porque entonces iban a decir que esos son los efectos de La Troja, pero no era justo que yo lo hiciera porque yo no regué ayer ni un ápice de vidrio», señaló Edwin Madera.

Y añadió: «A mí me queda la tranquiladad de que dentro de mi evento todo estuvo a la altura, nuestros clientes se comportaron como siempre, de hecho, un mayor y un capitán de la Policía, que estaban encargados de la seguridad del evento anoche, me felicitaron por la organización y el comportamiento del personal, y cuando se formó el problema, por los «ardidos» que no pudieron entrar, ellos mismos fueron los que me sugirieron que terminara el evento y así lo hicimos, porque a mí me interesa garantizar mi evento de Carnaval».

Las palabras de Madera por la forma como se expresó de aquellas personas que no pudieron entrar.

Facebook Comments